Mi fé se pierde buscando una salida

A veces tendemos a olvidar a quienes nos han hecho felices, pero curiosamente a quien nos hace daño no. Es injusto, lo sé. Pero tú me enseñaste esto. Tú me rompiste el corazón en siete pedazos y cada uno se me clavó en lo más hondo del alma, así te asegurabas para siempre un hueco en mi vida. Porque si se me ocurría olvidarte, sólo tendría que echar un vistazo dentro de mí para ver las heridas a medio cicatrizar para que el dolor me recorriese toda la columna. Para que los recuerdos volviesen a llenar de lágrimas las cuencas de mis ojos.
Fuiste terriblemente cruel y eso te sirvió para colarte dentro de mí. Porque cuando el amor se rinde al odio, éste aprovecha para contaminarlo todo. Infecta cada recuerdo y los vuelve dolorosos. Dicen que el tiempo es la única cura, pero yo no quiero esperar más. Tardé mucho tiempo en olvidarte, en hacer que no me importaras, y volviste... Y yo, tan ilusa como siempre pensé que esta vez sería la buena, la de verdad. Creí que todo saldría bien.

Y ahora... Decepcionada, abatida, aturdida, enfadada conmigo misma, tengo que empezar de nuevo una cuenta atrás para olvidarte.




¿Me ayudas con mi blog? Son sólo unos minutos ¡AYÚDAME CON MI BLOG! (Click)

12 comentarios:

  1. Si esa persona vuelve a nuestra vida y volvemos a sentir, es que todavía le queríamos aunque creyésemos que no. Al parecer, necesitamos tocar fondo, estamparnos contra él para darnos cuenta de que esa persona no vale la pena, llegar al límite de la decepción para eliminar por completo cualquier pizca de esperanza...
    Entiendo esa situación a la perfección :(
    ¡Un beso muy muy muuy grande! <3

    ResponderEliminar
  2. Espero de verdad que estas cosas sean todo inventadas y que nadie te haya hecho tanto daño. Yo por suerte creo (creo, qué triste, es que hay veces que prefiero ni pensar en mis decepciones) que nunca nadie ha llegado a decepcionarme tan hondo, y cruzo los dedos para que no me pase y mi bicho sea el definitivo. De todos modos, ya sabes por donde ando si necesitas hablar :)
    ¡Un besín!

    ResponderEliminar
  3. Yo también he pasado por esa situación miles de veces, y lo que es peor, con la misma persona. Intenté olvidarla día tras día y no podía y cuando ya creía que estaba cerca del olvido, volvió a aparecer estropeándolo todo, porque claro, yo creyendo que se podía solucionar todo, que esta vez iba a salir todo bien, me quedé destrozada de nuevo, y quizás fueron los intentos los que hicieron más daño. Puedes contactar conmigo si deseas hablar, un besazo y ánimo.

    ResponderEliminar
  4. Nunca hay que darle a una persona tanto poder en nuestras vidas como para destrozarnos el corazón cuando le venga en gana. Lo sé porque lo he vivido y no hay derecho. En mi caso decidí que la única persona que podía alegrarme el día o destrozármelo era yo misma y desde entonces... digamos que lloro menos ;) Jaja
    Un abrazo y pásate cuando quieras :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pd: Ya voté en la encuesta jeje espero impaciente el relato! ^^

      Eliminar
  5. Je....
    Si comento a este escrito, justo ahora, no estaría siendo imparcial... me da mucha telita....

    Lo que es cierto, es que aquella crueldad que mencionas, si fue así, tal cual: crueldad, no merece segundas oportunidades, porque eso se hace a conciencia y a sabiendas, y eso en el amor NO SE VALE.

    Escribes de sentimientos muy intensos.... Así debe ser gran parte de ti. Cuida siempre esa intensidad ;)

    Un placer leerte, de verdad.
    Besos desde Perú.

    ResponderEliminar
  6. Cuanta razón, pero no sé, cuando realmente hemos estado enamorados, aunque nos hayan hecho daño, si vuelve volvemos. Mi pareja y yo ya estuvimos juntos hace tres años y acabamos muy mal y yo destrozada, pero ahora es diferente. Un muack guapa♥

    ResponderEliminar
  7. Tienes toda la razón. Cuándo crees que has superado esa relación, los sentimientos vuelven a invadir tu cuerpo y como una ilusa o una idiota enamorada vuelves a caer en lo mismo.
    Me encanta tu blog, ya tienes nueva seguidora.
    Si quieres pasarte por mi blog estaré encantada
    http://mylifeenpocaspalabras.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  8. Cuando parece que somos capaces de vivir con las heridas ya curadas, aparecen las personas para volver a abrirlas...

    ResponderEliminar
  9. Yo soy más estúpida aún, yo me olvido de las cosas malas que me hacen y acabo volviendo a caer una y mil veces en el mismo error :( Menos mal que con mi chico no me pasa eso que he dado con uno que es un solcete, pero amistades que me han hecho daño ya llevo unas cuantas y a veces parece que no aprendo... ains

    Un besiño :*

    ResponderEliminar
  10. me siento un poco identificada con ese texto..
    Me gusto mucho :)
    Saludoss

    ResponderEliminar
  11. Es bastante frustrarte el sentimiento que te crea la situación, sin duda al final te destroza.
    Es como una ola chocando contra lo mismo una y otra vez quizá, así es como lo relaciono yo.
    Un besazo <3

    ResponderEliminar

Leo todos los comentarios y trato de contestar a todos los que puedo. Gracias por dejar tu opinión, valoro mucho que inviertas tu tiempo en leer mis entradas y comentarlas. Si quieres dejar el enlace de tu página estaré encantada de echarle un vistazo.